“(…) las percepciones correspondientes al Programa de incentivación a la jubilación que nos ocupa (…) tienen como finalidad incentivar y compensar el cese o extinción anticipada de la relación funcionarial, pero no la prestación de servicios durante un periodo determinado, de manera que no cabe hablar en estos casos de «periodo de generación superior a dos años» a efectos de aplicar al caso la reducción contemplada en el artículo 18.2 de la Ley 35/2006, de 28 de noviembre (RCL 2006, 2123y RCL 2007, 458) , del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas.”