En una breve pero interesante resolución (STS de 27 de junio de 2016: casación 2457/2015), el TS trata dos cuestiones que, aun no entrañando novedad, estrictamente, tienen gran trascendencia en el ámbito de los tributos locales, a saber:

a). Nos recuerda el TS, en primer lugar, que las sentencias de los Tribunales Superiores de Justicia resolutorias de cuestiones de ilegalidad planteadas por Juzgados de lo Contencioso-Administrativo, tras declarar éstos la firmeza de sentencias anulatorias de liquidaciones tributarias dictadas en aplicación de Ordenanzas fiscales consideradas ilegales, son susceptibles de ser recurridas en casación.

b). Y nos recuerda el TS, en segundo lugar, que la falta de firma de los informes técnico-económicos acompañados a las Ordenanzas fiscales, en el presente caso, la falta de firma del informe técnico-económico acompañado a una Ordenanza fiscal reguladora de la tasa por prestación del servicio de recogida de residuos sólidos urbanos, determina la invalidez de dichos informes y, con ello, la nulidad de la Ordenanza fiscal correspondiente.

Como decíamos, una resolución interesante, dos cuestiones importantes.

José Ignacio Rubio de Urquía