Es esto lo que se dice en el preámbulo de la Orden Foral respecto de la materia que dicha norma regula:

“Por Orden Foral 274/2010, de 25 de marzo, se regula el procedimiento para la devolución del impuesto sobre hidrocarburos soportado en la agricultura y la ganadería por la adquisición de gasóleo.

Su artículo 2 establece la forma y plazo para la presentación de la solicitud de devolución parcial de las cuotas soportadas por los agricultores y ganaderos por las adquisiciones de gasóleo, disponiendo que para hacer efectivo el derecho a la devolución, los agricultores y ganaderos deberán presentar el modelo al que se refiere el artículo 3 siguiente, durante el mes de mayo del año posterior a aquél en que se realizaron las adquisiciones de gasóleo, en las condiciones y de acuerdo con el procedimiento previsto en la citada orden foral.

La coyuntura económica de los primeros meses del año 2022, con el impacto negativo producido en la misma por la actual crisis energética, el alza de los precios y la invasión de Ucrania, aconsejan facilitar medidas de liquidez para los sectores económicos que la están sufriendo, entre los que se encuentra el sector agroganadero.

De ahí que entre otras medidas a adoptar para paliar dicha situación se considere procedente anticipar la devolución parcial de las cuotas del impuesto sobre hidrocarburos, satisfechas o soportadas por los agricultores y ganadores con ocasión de las adquisiciones de gasóleo durante 2021.”